Encuentros profesionales impecables y una feria que te lo facilita todo. Alicante nunca falta a su cita. Si vas una vez, volverás.

La semana pasada acudimos a la vigésimo segunda Feria de Turismo de Interior de Valladolid, INTUR 2018. Es un evento no tan conocido con respecto a otras ferias como Fitur, pero cada vez va siendo más importante, con varias vertientes y enfoques, y con muchas actividades. Este año nos ha sorprendido la progresión para bien de esta feria. Los pabellones han estado decorados y distribuidos de una forma que los llenaba y daba una sensación mucho más profesional. INTUR es una feria familiar y organizada, de tal manera que resulta mucho más eficiente para los profesionales del sector.

 

En INTUR existen varias secciones o apartados para diversificar la oferta, tanto para los profesionales como para los viajeros:

  • INTUR NEGOCIOS es el corazón de la feria, donde se cuece todo, de donde surgen los acuerdos clave, donde se ponen en contacto empresas turísticas españolas y portuguesas con compradores interesados en estos destinos enfocados al interior, Agencias españolas, pero también Tour operadores americanos, chinos, japoneses, rusos, polacos, etc. que aprovechan el viaje para hacer turismo por la zona una vez finalizado el trabajo. Se trata de 2 jornadas de profesionales con un espacio exclusivo con mesas individuales, separadas y privadas. Compañeros de distintas AAVV y receptivos recibimos en un speed-networking a alojamientos de todo tipo, empresas de actividades, bodegas, restaurantes, etc. Recursos que dan lugar a la configuración de paquetes variados para ofrecer a nuestros clientes.
  • STANDS DE CARA AL PÚBLICO GENERAL: Vallisoletanos y visitantes venidos de distintos puntos de España, se acercan a conocer las ofertas más interesantes de sus destinos objetivo. Aquí se pueden informar de lugares como Lisboa, Extremadura, Comunitat Valenciana, Porto e Norte de Portugal, Castilla y León… La profesionalidad de los representantes de cada stand es cada vez más notable, y de esta manera pueden aclarar las dudas de los asistentes en sus viajes, aconsejarles sobre nuevas rutas, y quizá invitarles a algún producto típico de la zona en cuestión, como el jamón o la Torta del Casar de Extremadura, el fino de Andalucía, el Txacolí de Bilbao o la sal de Vizcaya.
  • ACTIVIDADES EXTRA: Conferencias, charlas y talleres se han dado cita en el pabellón dedicado a ello en la Feria de Valladolid. Concretamente el jueves tuvo lugar un interesante encuentro hispano-luso donde se realizó un networking para hermanarse y compartir rutas para los turistas.
  • INTUR ACADEMY: Talleres de formación participativos que hacen encuentros profesionales mucho más dinámicos.
  • INTUR RURAL: La sección favorita de los visitantes. Un espacio donde se reúne una gran oferta de casas rurales, actividades y otras ofertas fuera de la ciudad. Además, se hacen sorteos y los participantes se pueden llevar fácilmente un fin de semana rural totalmente gratis.

 

La Comunitat Valenciana es uno de los asiduos asistentes a INTUR. Su stand ofrece todos los años color y buenas opciones de turismo de interior, muy bien acogidas por el público. Alicante tiene aquí una gran oportunidad para promocionar el interior de Alicante y, como no, su Ruta del Vino con la nueva actividad del Bus del Vino, algo aquí en Valladolid saben apreciar y que no dudarán en visitar si lo conocen en su próxima visita, ya que recibimos una cuota importante de turistas procedentes de estas tierras, muy interesados y, a veces expertos, en la eno-gastronomía.

Al salir de la feria, Valladolid ofrece en sus calles una fiesta eno-gastronómica sin igual, en la que puedes caer varias veces, año tras año y sin piedad. No es extraño coincidir con los compañeros o clientes con los que has compartido impresiones, en algunos de sus gastrobares alrededor de la Plaza mayor, como los de la Calle Correos, la Calle Pasión, el Atrio de Santiago, la Catedral, etc, etc.

Paralelamente a la feria y como afterwork, se celebran eventos de asociaciones de agentes de viaje u hoteles, pero también, de vez en cuando, ocurren actos culturales, espontáneos y artesanales como los del Museo del Turismo, una iniciativa que reúne material que forma parte de la historia de nuestra profesión y pasión. Tuvimos el honor de acudir a la Inauguración de la Sala 10 del Museo del Turismo en el gastrobar El Comandante de Valladolid, que forma parte ya de una exposición muy original, con Salas repartidas por varios puntos de la geografía española y fuera de ella, con el objetivo de difundir y conservar tesoros publicitarios, libros antiguos y objetos varios con valor histórico, cultural y sociológico.

La ciudad de Valladolid ofrece además en estos últimos años rutas guiadas y visitas teatralizadas muy interesantes y curiosas, como el de la Casa Encantada de José Zorrilla, visita nocturna teatralizada en la que todo puede pasar, la de El Hereje de Miguel Delibes o la de Memento Mori para los fans de César Pérez-Gellida.

Cultura Violeta siempre está en contacto con INTUR y Valladolid, y además de encuentros comerciales, hemos tenido stand en ocasiones para difundir la cultura del vino, facilitando información sobre nuestras bodegas y debido a la gran acogida, sorteando regalos, haciendo presentaciones, etc.

Recomendamos INTUR fervientemente, un turismo más sostenible, auténtico y con sabor.

Artículo de Sara Martínez – Cultura Violeta

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: ¡Contenido Protegido !