COPENHAGUE

PorLuis Segui

Nov 21, 2015

Salvo el Tívoli o “La Sirenita” (además del propio Christian Andersen), nada identifica a Copenhague, capital de uno de los Países Escandinavos. Y sin embargo, ¿por qué a nivel turístico está en boca de todos?

Quise comprobarlo personalmente y, aprovechando los vuelos directos que desde Alicante Norwegian Air tiene con esa ciudad, decidí viajar allí.

Sobre esa compañía diré que, además de su condición de ofrecer vuelos baratos y atender con tripulaciones integra15 06 (185) Nyhavndas por personal de habla española, es exquisitamente puntual y respetuosa con los contratos establecidos con los viajeros que transporta. Su relación con el aeropuerto alicantino viene de lejos, debido principalmente a la numerosa colonia noruega que reside o viaja a la Costa Blanca.

Tres personas en familia ocupamos una sola habitación suficientemente capaz del Square Hotel, un cuatro estrellas junto a la Estación Central, el Ayuntamiento y 15 06 (105) Canalel Tívoli a un precio bastante razonable. Aunque ningún hotel europeo que yo haya conocido puede parecerse ni de lejos en sus respectivas categorías  a los magníficamente dotados alojamientos españoles, debo decir que cubría todas nuestras necesidades.

El primer monumento a visitar es el Ayuntamiento, qué duda cabe. Corona su puerta principal una imagen del obispo Absalon, primer gobernador de la ciudad, héroe para los daneses por sus numerosas  contribuciones al desarrollo  del país, fundamentalmente por el comercio gracias a su conexión directa con los puertos en torno al mar Báltico y, especialmente, con los de su vecina Alemania.

Con algo más del medio millón de habitantes, esta ciudad recibió la calificación de “Mejor Ciudad para Vivir en el mundo”, en base a los factores de vida cultural, transportes, índice de delincuencia, arquitectura y bienes públicos, aunque en 2015 ha sido sustituida por Tokio y relegada a la décima posición, aunque también se constituyó como la Mejor Ciudad de Diseño. También hay que contar con la cerveza, que elaboran en numerosos restaurantes con fórmulas propias, siendo la internacional Carlsberg la dominante, con su propio museo en el centro de la ciudad.

Cercana a nuestro hotel se encuentra la Estación Central de Copenhague, donde se unen metros, autobuses y ferrocarril, y que por poco dinero y con salidas cada 30 minutos, puedes  viajar hasta Suecia, descendiendo en la ciudad de Malmo. Ello se hace a través del puente de Orendsound, una obra de ingeniería que quita el hipo y por el que circulan ferrocarriles y otros vehículos a motor.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: ¡Contenido Protegido !